Monday, January 16, 2006

UN DUENDE VERDE POR FANNY JEM WONG




UN DUENDE VERDE POR FANNY JEM WONG

Sólo hay dos cosas infinitas: el universo y la estupidez humana;
pero de la primera no estoy bien seguro.
Einstein.


Grandes y espectaculares, parecieran ser sus hazañas
Macho cabrío, que pretendía sentirse hombre
En el absurdo de focalizar la hombría y el honor, entre las extensiones
Testimoniando proezas ,muchas veces imperfectas.

Gladiador de luchas, en las que ni siquiera pudo ser vencedor
Destruir, aniquilar recuerdos con filuda y certera lengua
En furiosa y pervertida malignidad, enlodándolo todo
Espantosos conciertos de suciedades a las que se somete
El derecho de sentir y de ser, en libertad.

Pretendiendo someter la verdad de la naturaleza a discusión, gritos y alaridos
El mal ,no se encuentra en el placer de los sentidos, ni en la carne que se toca
El mal, se encuentra en el corazón de quienes no saben amar
Más no temo a la voluntad de ningún hombre, armado solo por ardores
Ni a las lenguas, de quienes pretenden ser ejemplo de fidelidad .


En vano suenan las nueces de quien pretendiera ser conquistador
Herido, quédese su miserable ego, sacudiéndose de sed en el arrabal
Su voz agoniza entre oscuros matorrales, jamás ha de tocar el cielo
Que caminen los recuerdos y su osamenta, por el monte del olvido .

Que recoja sus cansados pasos, hacia el valle de los muertos
Y escarbe la profunda tumba, en donde descargue todas sus miserias
En marcha silenciosa entierre el disfraz y las mentiras
Un día pretendió ser coronado rey y solo resultó ser un duende verde,
Hoy simplemente rueda su cabeza ,hacia la oscuridad de un abismo.

Grandes Imperios se enaltecieron, gracias a justas y leales lenguas
Y otros muchos fenecieron por la indiscreción y la maldad de otras.


JEM WONG
16.01.06

Quien no conoce nada, no ama nada.
Quien no puede hacer nada, no comprende nada.
Quien nada comprende, nada vale.
Pero quien comprende, también ama, observa y ve...
cuanto mayor es el conocimiento inherente a una cosa,
más grande es el amor...
Paracelso
Post a Comment